Informes Nacionales

14/06/2015 -
Número 604

El plan Progresar subsidia a jóvenes entre 18 y 24 años con la condición de que estudien. Aunque la meta es loable, la rusticidad de su diseño lo degrada a un mero mecanismo generador de dependencia y cultura por la dádiva. Además de no focalizarse en los hogares más pobres para igualar oportunidades, tampoco incentiva los avances en educación e induce a la inactividad laboral. Sería muy positivo sustituirlo por un sistema moderno de becas de estudio y una política laboral que fomente el empleo juvenil.

07/06/2015 -
Número 603

La sociedad se manifestó con contundencia a través de la campaña “#NiUnaMenos”. Aunque el énfasis estuvo puesto en mejorar los sistemas de represión y de asistencia a las víctimas, para prevenir la violencia de género es fundamental el rediseño de las políticas educativa, laboral y asistencial. Promoviendo que las mujeres tengan la oportunidad de conseguir un empleo de calidad se aumenta su independencia, su poder de decisión y su autoestima y, por esa vía, la capacidad efectiva de rechazo a los actos de violencia.

31/05/2015 -
Número 602

La nutrición y la estimulación en los primeros meses de vida son decisivas para el desarrollo físico y mental de las personas. Que muchos niños en edades tempranas muestren déficits de desarrollo constituye un daño social irreversible. Esto se podría evitar si se adoptara como política de estado una estrategia integral de cuidado de la maternidad y la primera infancia. Para ello es imprescindible reformular la relación entre la Nación y las provincias. 

24/05/2015 -
Número 601

Un programa de capacitación laboral en República Dominicana redujo en un 20% los nacimientos de jóvenes adolescentes. Ofreciendo oportunidades de progreso y elevando la autoestima, se mejoran las expectativas y así se evitan decisiones apresuradas respecto a la maternidad. Este es el tipo de acción con que se debería acompañar a la Asignación Universal por Hijo para que opere como una herramienta de promoción social y no se degrade al mero asistencialismo. 

17/05/2015 -
Número 600

Tener un hijo a temprana edad conlleva altos riesgos sanitarios y sociales. Al poner trabas a las posibilidades de progreso individual de las madres aumenta las probabilidades de la dependencia del asistencialismo estatal y del sostenimiento económico del varón. Prevenir la maternidad temprana es una manera de promover oportunidades de desarrollo personal entre las mujeres pobres y, por esa vía, combatir la violencia de género. Un punto clave es un diseño más inteligente de la Asignación Universal por Hijo. 

Páginas

Informes anteriores al 2015

2014 - 2013 - 2012 - 2011 - 2010 - 2009 - 2008 - 2007 - 2006 - 2005 - 2004 - 2003
Desarrollado por dotPlan